Tuesday, September 30, 2008

PAVESE (SIN MENÚ POSIBLE)


El pasado día nueve se cumplieron cien años del nacimiento de Cesare Pavese y aunque las efemérides no sirven para casi nada al menos me han hecho mover el culo y abrir Il mestiere di vivere por una de las páginas que tengo señaladas. El ejemplar, traducido, que me envió desde Compostela Coco Valdés hace ya bastantes años, quizás porque lo había perdido (o porque me lo había robado él mismo), está señalado y subrayado hasta el delirio, que es una palabra con la que suelo disfrazar la neurosis (la neurosis del lector neurótico, la del mal entendedor al que le no bastan pocas palabras sino que necesita muchas).

Ahí, anotado el quince de septiembre de 1946, aparece ese “hay un solo placer, el de estar vivos, y todo lo demás es miseria”. Pero luego no sé por qué se quitó ese placer tan abruptamente, a pesar de que lo intenten explicar los biógrafos y demás gente de mal vivir. Que no de vivir mal.

Esta noche no voy a leer a Pavese. No voy a leer nada, en su memoria. Voy a esperar pacientemente a que suenen las doce y aparezca Octubre vestido de moho, espléndido, con boletus y trufas blancas a sus pies y una corona que, a lo mejor, es de cuentas de marron glacé.

10 comments:

cap i pota said...

Manolo: me apunto aun plato de tagliatelle con escamas de parmesano,unas hojitas de rúcula desmanuzadas, un poco de jamón finamente cortado y por encima unas lascas de trufa blanca d'Alba.
Para poder deglutir este manjar propongo un Barbera.
Para los postres :un castagnaszo, un pastel casero elaborado con harína de castaña, una copita de vin santo, cafés y grappa a discreción.
y que dios nuestro señor (laico) nos bendiga a todos.Amén (con permiso de Cañizares y Rouco o sin él)

manuel allue said...

Pues sin permiso (ni nihil obstat que valga) yo también me apunto a esos fantásticos tagliatelle. Y brindo y pido. cómo no, la bendición.

Biscuter said...

Manuel, mi gratitud pavesiana por este post y si queda espacio para compartir el plato de tagliatelle, me sumo. Llevaré una botella de Dolcetto, aunque bebamos el apropiado Barbera que propone Cap i pota.

Un abrazo

Lena said...

El mejor Octubre está vestido de setas...

Qué mejor lectura para acompañar el recuerdo de aquel que dijo no al cotilleo...

La foto, Manuel, como el texto...una delicia!

besos

manuel allue said...

Gracias, Biscuter, gracias, Lena.

Si me permitís, vamos a compartir este otoño con setas y con tagliatelle, desde luego, pero con algo más de cordura. Lo que antes se llamaba buen tino (si acierto, claro).

PUNTIYO said...

Manuel, haber-haber hay más placeres, algunos hasta más intensos, pero ese es un placer imprecindible.

manuel allue said...

Desde luego., Puntiyo. Es un insensato el que prescinde de algo tan inmediato. Supongo que por eso estamos hablando de todo esto desde hace tanto tiempo.

starbase said...

A un familiar bien cercano le ha dado esta semana pasada un infarto bien chungo.

Al final ha saltado el obstáculo, pero desde luego pienso disfrutar muy mucho de los tres placeres de hoy. Vivir, estar con mi família y cocinar/comernos un pollo relleno de parmesano y hiervas que he preparado esta noche.

Carpe diem.

starbase said...

PD: hierbas, mil perdones.

manuel allue said...

Bien hecho, Starbase. Al toro hay que cojerlo por los cuernos y si no, por el rabo.